• 14 diciembre 2009

Artículo en revista Ironman: El Fitness y la mujer en forma

Artículo en revista Ironman: El Fitness y la mujer en forma

Artículo en revista Ironman: El Fitness y la mujer en forma 500 599 xisco

La edición del mes de diciembre de Ironman, sigue contando con la Columna de Xisco Serra, quien en esta ocasión nos invita a leer este artículo dedicado a un grupo determinado de chicas… las que realmente están dispuestas a ponerse en forma, haciendo además una clara diferenciación entre los objetivos que buscan hombres y mujeres.

El Fitness y la mujer en forma: ¿existen diferencias entre los objetivos del hombre y los de la mujer?, por Xisco Serra

 

No, antes de que las feministas os tiréis a mi yugular, dejadme aclarar ante todo que no se trata de un título machista en absoluto… pero aún así, no me negareis que los hombres y las mujeres son diferentes y dentro de esas diferencias, se encuentra, en la mayor parte de los casos, la que me gustaría tratar a continuación:

 

¿Qué objetivos busca en una sala de Fitness un hombre, generalmente?

–         perder peso

–         ganar peso

–         aumentar de masa muscular

–         “marcar abdominales”

–         “poner músculo y quitar grasa”

–         etc

Claro que de vez en cuando…diría yo, muy de vez en cuando (demasiado de vez en cuando) tenemos que tragar los Entrenadores Personales con frases típicas al estilo: “pero como tu no quiero ponerme” o “así, no quiero estar, eh?”, señalando con el dedo la portada de IronMan en la que aparece Silvio Samuel venciendo el Ironman Pro.

 

Pero es innegable que el hombre anhela aumentar de un modo u otro su masa muscular. Eso le convierte en un ser más varonil y atractivo al ojo del otro sexo (o del mismo).

 

Por supuesto, no quería dejarme otros valores como son la salud, el bien estar físico y social dentro de la sala  de Fitness e incluso, indagando de una forma mas personal y profunda, el aumento de la autoestima, seguridad en uno mismo, etc. que esa metamorfosis física pueda llegar a otorgarle.

 

¿Qué objetivos busca en una sala de Fitness una mujer, generalmente?

–         perder peso

–         ¿ganar peso? …en muy pocas ocasiones

–         ¿aumentar de masa muscular? Casi nunca…aunque tenemos casos, por supuesto.

–         ¿“poner músculo y quitar grasa”? lo de quitar grasa suena bien, pero si para ello tenemos que poner músculo…uf, eso ya no agrada

 

Por supuesto que en estos casos también recibimos los Entrenadores Personales las frases típicas como: “músculo no quiero”, “pesas no, que me pongo enorme”, “solo quiero bajar 2 kilitos” (te lo dice la señora que le sobran 20…), y así un sin fin de frases hechas que seguro os sonarán de algo ¿verdad?

 

Nuestro trabajo, en primer lugar, es desmentir de un modo racional y a la vez sencillo todos esos mitos, explicándoles que la forma de trabajar en la sala de Fitness serán tan solo para tonificar, endurecer y perder esos kilitos de más, junto a la alimentación adecuada, pero en ningún caso poner músculo.

 

Así pues, es sumamente importante que el Entrenador Personal sepa realizar un acercamiento de la mujer a la sala de Fitness, eliminando todos esos miedos y haciéndole ver que existen otras zonas interesantes en una Club deportivo de este tipo además de las salas multiusos y la zona cardiovascular.

 

Del mismo modo, también es cierto que de vez en cuando, muy de vez en cuando, aparece una chica con unos objetivos que de entrada hasta nos suenan extraños después de tanto tiempo trabajando en este sector: “quiero ponerme fuerte, con músculo”. ¡Palabras que para un Entrenador Personal suenan a música celestial! Por fin una mujer que no teme a las pesas, a la sala de Fitness ni a nada que se ponga por delante.

 

Es en estos casos concretos y, por desgracia aislados, cuando a título personal el Entrenador disfruta más que nunca trabajando, llevando ese cuerpo femenino cerca del límite del dolor y que al final de un duro entrenamiento, con la cara extenuada e incluso algo pálida al acabar unas sentadillas, te mira y te regala una sonrisa.

 

¡Gracias chicas, no cambiéis!

 

Dejar una Respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    He leído y acepto la política de privacidad